Inicio Noticias Un niño explica la diferencia entre su madre “pobre” y su padre...

Un niño explica la diferencia entre su madre “pobre” y su padre rico.

249
0
Compartir

Anuncios

Sin embargo, hay cosas que el dinero no puede comprar y las personas que tienen la dicha de ser millonarias aceptan que no todo gira alrededor de una cuenta con muchos ceros, sino que hay actos, acciones, sensaciones que se requieren para conseguir la felicidad y estas no se compran.

Si bien, hay quienes piensan que es mejor en todo caso ser “infeliz” en una mansión, que tener que tomar el subterráneo todos los días. Pero, si nos detenemos a pensar un poco mejor y tomamos en cuenta otros detalles, nos daremos cuenta que es cierto que no todo es dinero.

La carta de este joven explica la diferencia entre un padre rico y uno pobre.


Para una persona es muy importarte sentir cosas como empatía, cariño, compañía y aprecio y aunque a veces los regalos materiales son muy buenos, no cubren las necesidades que mencionamos anteriormente. Si no lo crees así, debes leer la carta de este hombre:

“Resulta que mientas mi padre tiene un sueldo de 8 cifras, mi madre tiene uno de 26,000 euros al año, complicando mi forma de vida. Mientras me siento que tengo 2 orígenes, una vez que se divorciaron, mi madre lleva la delantera ya que se ha quedado con la custodia mía.

Mi infancia ha sido de locos, pues tener que vivir en esta locura de presupuesto me ha llevado a ser el típico niño friki e inusual que juega todo el día en una consola de juego. Cuando cumplí los 6 años lo único que mi madre pudo regalarme fue un juego y una consola. Yo elegí el Nintendo GameCube y el Super Smash Bros.

Yo visitaba a mi padre uno de cada dos fines de semana. Tenía que ver el enfrentamiento entre mi madre y mi padre, pues mientras que este último competía para ver quién era mejor padre de los dos, me decía (mi padre) que hiciera una lista de todos los juegos y todo lo que quisiera, y en apenas 2 semanas me llegaba todo.

Anuncios

A la edad de 17 años pedí una motocicleta de agua, realmente nunca pedí un regalo que pasara de los 80 euros. En 2 semanas ya tenía la moto de agua de nada más y nada menos unos 15,000 euros en el patio de la casa.

Es verdad que ser rico es bueno por la comodidad, la conveniencia y la felicidad que generalmente te da el dinero, pero lo peor es que esta felicidad es momentánea. Me di cuenta que la verdadera felicidad es la de sentirse querido y amado.

Me acuerdo que 2 años antes mi mamá hizo la apertura de una cuenta de banco conjunto conmigo y siempre que algo sucedía en la cuenta de ahorros me enviaban un email a mi dirección electrónica.

Al cumplir los 16 años de edad, pedí una computadora para jugar, costaba unos 600 euros, y como una forma de ayudar le dije a mi madre que la ayudaría con la casa y que conseguiría un trabajo para pagárselo.

¿Al día siguiente? Recibí dos emails. Uno era una notificación de un gasto de 1.500 euros, y el otro era un aviso de que la cuenta estaba en números rojos. -1.350 euros en sobregiro tenía en la cuenta.

Mi madre nunca se enteró de que yo lo sabía, y me siento alegre de no haberlo hecho. Decir “Te quiero, y haría cualquier cosa por ti” es una cosa, y hacerlo es otra diferente. Lograr devolver ese dinero me llevó tres meses. Mi madre enfermó gravemente y tuvo que dejar de trabajar.

A pesar de que estoy en la universidad, vuelvo una vez al mes (5 horas de tren) para ayudarla a limpiar la casa, cocinar, hacer la compra.

Ni videoconsolas, ni motos de agua, ni barcos, ni Smart TV. Lo que mi padre pueda comprarme nunca será comparable a mi madre.”

De seguro que ahora sí has comprendido el punto de la discusión, no es lo mismo recibir afecto y apoyo que solo regalos para compensar la falta de compañía. Comparte esto con tus amigos.

La entrada Un niño explica la diferencia entre su madre “pobre” y su padre rico. aparece primero en Todo salud .

Anuncios